CARPIO ABOGADOS Y ASOCIADOS
PENAL
Menu
A+ A A-

PRINCIPIO DE CULPABILIDAD

R.N. Nº 1429-2000

PARA EFECTOS DE IMPONER UNA SENTENCIA CONDENATORIA ES PRECISO QUE EL JUZGADOR HAYA LLEGADO ALA CERTEZA RESPECTO DE LA RESPONSABILIDAD PENAL DEL ENCAUSADO, LA CUAL SÓLO PUEDE SER GENERADA POR UNA ACTUACIÓN PROBATORIA SUFICIENTE QUE PERMITA GENERAR EN EL TAL CONVICCIÓN DE CULPABILIDAD, SIN LA CUAL NO ES POSIBLE REVERTIR LA INICIAL CONDICIÓN DE INOCENTE QUE TIENE TODO PROCESADO; ES ASÍ, QUE AÚN EXISTIENDO UNA ACTIVIDAD PROBATORIA TENDIENTE A ACREDITAR LA RESPONSABILIDAD PENAL DEL PROCESADO, SI ÉSTA NO LOGRA GENERAR EN EL JUZGADOR CERTEZA RESPECTO DE LA RESPONSABILIDAD PENAL, ÉSTA SITUACIÓN LE ES FAVORABLE AL JUSTICIABLE.

TODA SINDICACIÓN DE LA PARTE AGRAVIADA DEBE CONTENER LOS REQUISITOS SIGUIENTES: A) VEROSIMILITUD, ESTO ES QUE A LAS AFIRMACIONES DEL AGRAVIADO, DEBEN CONCURRIR CORROBORACIONES PERIFÉRICAS DE CARÁCTER OBJETIVO Y B) LA PERSISTENCIA EN LA INCRIMINACIÓN, ES DECIR, QUE ÉSTA DEBE SER PROLONGADA EN EL TIEMPO, SIN AMBIGÜEDADES NI CONTRADICCIONES.

PROCEDENCIA: Ucayali TEMA: Culpabilidad

REFERENCIA LEGAL: Art.139 Inc. 11 de la Const. Política del Perú

Art. 284 del Cód. de Proced. Penales

SALA PENAL

R.N. Nº 1429-2000

UCAYALI

Lima, diecinueve de julio del dos mil.

VISTOS; de conformidad con el señor Fiscal Supremo en lo Penal; y, CONSIDERANDO, además: que, para efectos de imponer una sentencia condenatoria es preciso que el juzgador haya llegado a la certeza respecto de la responsabilidad penal del encausado, la cual sólo puede ser generada por una actuación probatoria suficiente que permita generar en él tal convicción de culpabilidad, sin la cual no es posible revertir la inicial condición de inocente que tiene todo procesado; es así, que aun existiendo una actividad probatoria tendiente a acreditar la responsabilidad penal del procesado, si ésta no logra generar en el juzgador certeza respecto de la responsabilidad penal, ésta situación le es favorable al justiciable; que, en autos no obra prueba alguna que desvirtúe totalmente la versión exculpatoria del procesado Enrique Ramírez Cárdenas ó Jemis Perea Perea, quien de manera uniforme desde su manifestación policial de fojas diez, instructiva de fojas veintisiete continuada a fojas cuarenta y en el acto oral --actas de audiencias de fojas ciento cincuenta a ciento cincuentidós--, niega los cargos en su contra, manifestando que en ningún momento solicitó los servicios de taxi al agraviado, ya que en la noche de sucedido el hecho, se encontraba en su domicilio, manifestando que tal vez el autor del ilícito sea el sujeto de nombre Heyner Córdova, como así lo comentó un vecino; que, frente a la versión exculpatoria esgrimida por el encausado, se tiene la mera incriminación del agraviado Eliasquín Laura Ballasco, resultando insuficiente para acreditar los cargos formulados contra el precitado encausado; tanto más, si es que incurre en serias contradicciones que le restan credibilidad a su versión incriminatoria, respecto a lo manifestado a nivel policial cuando afirma que fueron dos los asaltantes quienes se hicieron pasar como pasajeros sin mencionar ninguna particularidad en ellos y que éstos al llegar al lugar de destino lo arrojaron al piso y se dieron a la fuga llevándose el vehículo motokar; y posteriormente al rendir su declaración a nivel judicial, refiere que en un primer momento fueron dos los sujetos, apareciendo luego un tercero, agregando luego que no sólo lo empujaron haciéndolo caer de la motokar, sino que también lo golpearon en el suelo; aunado a la mención que hiciera de que el encausado le refirió también que había salido de un nosocomio y estaba vendado, abordando por ello la motokar arrastrando la pierna, pero en el momento del asalto procedió a golpearlo no mostrando ningún impedimento físico; no observando dicha sindicación los requisitos siguientes: a) verosimilitud, esto es, que a las afirmaciones del agraviado, deben concurrir corroboraciones periféricas de carácter objetivo; y, b) la persistencia en la incriminación, es decir, que ésta debe ser prolongada en el tiempo, sin ambigüedades ni contradicciones; presupuestos que tampoco concurren en el caso de autos; teniendo en cuenta, además, que ninguno de los demás agraviados se presentaron en el juicio oral a pesar de estar debidamente notificados; que, siendo esto así, debe ser absuelto de la acusación fiscal, en atención a la facultad conferida por el artículo doscientos ochenticuatro del Código de Procedimientos Penales: declararon HABER NULIDAD en la sentencia recurrida de fojas ciento setentiséis, su fecha veinticuatro de febrero del año dos mil, que condena a Enrique Ramírez Cárdenas ó Jemis Perea Perea, por el delito contra el patrimonio --robo agravado-- en agravio de Eliasquín Elíseo Laura Ballasco y Alberto Laura Lapa, a diez años de pena privativa de la libertad; con lo demás que contiene; reformándola: ABSOLVIERON a ENRIQUE RAMIREZ CARDENAS ó JEMIS PEREA PEREA, de la acusación fiscal por el mencionado delito en agravio de Eliasquín Elíseo Laura Ballasco y Alberto Laura Lapa; MANDARON archivar definitivamente el proceso; y de conformidad con lo preceptuado por el Decreto Ley veinte mil quinientos setentinueve: ORDENARON la anulación de sus antecedentes policiales y judiciales generados como consecuencia del citado ilícito; y encontrándose sufriendo carcelería Enrique Ramírez Cárdenas ó Jemis Perea Perea: DISPUSIERON su inmediata libertad, siempre y cuando no exista en su contra, orden ó mandato de detención alguno emanado de autoridad competente; comunicándose para tal efecto vía fax a la Presidencia de la Corte Superior de Justicia de Ucayali; y los devolvieron.

S.S. SERPA SEGURA; ALMENARA BRYSON; SIVINA HURTADO; CASTILLO LA ROSA SANCHEZ; GONZALES LOPEZ.

Se público conforme a ley

DVIN TERRONES DAVILA

Secretario (p) Sala Penal

PODER JUDICIAL

C.S. Nº 1429-2000

CORTE SUPERIOR DE JUSTICIA DE UCAYALI

DICTAMEN Nº 562-2000-4aFSP-MP

SEÑOR PRESIDENTE DE LA SALA PENAL DE LA CORTE SUPREMA DE JUSTICIA DE LA REPUBLICA:

La Sala Mixta de la Corte Superior de Justicia de Ucayali, por Sentencia de fojas 176/179, su fecha 24 de Febrero del 2000, falla: CONDENANDO a ENRIQUE RAMIREZ CARDENAS ó JEMIS PEREA PEREA, como autor del delito de Robo Agravado en agravio de Eliasquín Elíseo Laura Ballasco y Alberto Laura Lapa; Imponiéndole diez años de pena privativa de libertad; Fijando en quinientos nuevos soles el importe que por reparación civil deberá pagar a favor del agraviado; y mandando el archivamiento del proceso en forma definitiva.

Contra esta Sentencia, el Colegiado a fojas 180/181, concede el Recurso de Nulidad interpuesto por el procesado Enrique Ramírez Cárdenas ó Jemis Perea Perea.

Que, del estudio y análisis de los actuados se tiene que, el mencionado procesado se encuentra comprometido en la presente causa en mérito a lo vertido por Eliasquín Eliseo Laura Ballasco en su manifestación policial de fojas 7/8 ampliada a fojas 9, acta de reconocimiento de fojas 16 y en su declaración preventiva de fojas 47/48, donde reconoce al encausado como una de las dos personas que, aproximadamente, a las 21:00 horas del 29 de octubre de 1998, requirió de sus servicios y solicitó se les conduzca en su Motokar hasta la panadería "El Golf" (frente al Colegio El Tambo), lugar donde junto a un tercer sujeto que estaba esperándolos, procedieron a golpearlo y amenazarlo con un arma de fuego, para luego despojarlo de su vehículo, dándose a la fuga luego de haber perpetrado dicho acto delictivo. Sin embargo, cabe señalar que tales imputaciones no han sido corroboradas con declaración de persona alguna ni con medios de prueba concretos, reales y contundentes, más aún si del contenido de las declaraciones del sindicante refiere que reconoce al procesado en razón de reunir las mismas características físicas y personales de uno de sus agresores; que, si bien es cierto este Despacho Supremo con dictamen de fojas 120 opinó por la nulidad de la Sentencia de fecha 09 de febrero de 1999 que corre a fojas 114/116 (que absolvía al procesado), en razón de que resultaba necesaria la concurrencia del agraviado en el acto oral a fin de que rinda su declaración y de esta manera se determine en forma fehaciente la responsabilidad penal que le alcanza al procesado, opinión que es compartida por Resolución Suprema de fojas 121, la cual declaró nula la sentencia referida, se debe tener en cuenta también que pese a que en reiteradas oportunidades se ha pretendido notificar al agraviado Eliasquín Eliseo Laura Ballasco y al propietario del vehículo Alberto Laura Lapa, tal como es de verse a fojas 126, fojas 149, fojas 158, fojas 159, fojas 166 y fojas 167, éstas no se han podido llevar a cabo en razón de que en el domicilio señalado de éstos no vive nadie, desconociéndose su paradero; por lo que, al no variar la situación procesal del procesado Enrique Ramírez Cárdenas o Jemis Perea Perea, más aún si éste tanto a nivel policial a fojas 10/12 como en su declaración instructiva a fojas 27/28 continuada a fojas 40/42 e inclusive durante el interrogatorio al que fuera sometido en el juicio oral a fojas 107 y siguientes (actas anteriores) y fojas 150 y siguientes (actas vigentes), ha sostenido de manera uniforme, categórica y reiterada su inocencia y rechaza los cargos vertidos en su contra; refiriendo que, el día y hora de ocurrido los hechos se encontraba jugando casino con algunas amistades; indica, además, que, si brindó otro nombre al momento de ser intervenido por la policía, se debió por el temor de verse involucrado en un hecho o ilícito que no cometió; que, ignora las razones que pudiera tener su sindicante para perjudicarlo y comprometerlo con el delito que se le instruye; que debe tenerse en cuenta que, es obligación de la justicia penal apoyarse en varias pruebas para establecer en forma indubitable la culpabilidad del encausado; que, si bien es cierto se ha acreditado la propiedad y la pre-existencia del vehículo que fuera sustraído con la declaración Preventiva de Alberto Laura Lapa a fojas 45/46 y con las instrumentales de fojas 21 y fojas 44, durante la secuela del proceso no se han recabado medios probatorios idóneos que acrediten fehacientemente que el procesado haya cometido el ilícito que se le atribuye, resultando insuficiente los medios de prueba que obran en los actuados que nos permitan llegar a la convicción y certeza respecto a la responsabilidad penal que alcanza al procesado, por lo que al no aparecer elementos suficientes para incriminar al mencionado inculpado y que por ende permita llegar a la certeza de que efectivamente haya incurrido en el delito instruido, consecuentemente el hecho criminoso que se le imputa se ha desvanecido, y que en todo caso lo actuado en la secuela del proceso nos conduce a la duda razonable sobre el accionar delictivo de éste, lo cual le favorece de acuerdo al Principio del Indubio Pro Reo, contemplado en el Artículo 139º inciso 11) de la Constitución Política del Estado, siendo por ello de aplicación el Artículo 284º del Código de Procedimientos Penales, razones por las cuales este Despacho Supremo considera que la condena que se ha impuesto al encausado Enrique Ramírez Cárdenas o Jemis Perea Perea, dispuesta por el Superior Colegiado, no se encuentra arreglada a Ley.

Por los fundamentos expuestos, la Cuarta Fiscalía Suprema en lo Penal, en representación del Ministerio Público, es de Opinión se declare --HABER NULIDAD-- en la Sentencia recurrida de fojas 176/179 que condena al procesado Enrique Ramírez Cárdenas o Jemis Perea Perea por el delito de Robo Agravado en agravio de Eliasquín Elíseo Laura Bellasco y Alberto Laura Lapa; y reformándola se le absuelva de la acusación fiscal formulada en su contra.

Lima, 11 de Mayo del 2000

Dr. ROMEO EDGARDO VARGAS ROMERO

FISCAL SUPREMO (P)

Cuarta Fiscalía Suprema Penal

 

********************

 

back to top
Info for bonus Review bet365 here.

INICIO

CONSTITUCIONAL

CIVIL

PENAL

EMPRESARIAL

ADMINISTRATIVO